Encuentro Hospital Nisa Pardo de Aravaca. (I) Hablando de prematuros.

19:56:00 2 Comments A+ a-

   El pasado 18 de Junio asistí a un encuentro en el Hospital Nisa Pardo de Aravaca donde la Dra. Chus Pascual nos habló acerca de los cuidados requeridos por los niños desde el nacimiento hasta los 12 años, centrándose fundamentalmente en
    - Prematuros
  - Alimentación e hidratación, especialmente en verano y
   - Protección Solar
   He de decir que esta mujer me ganó desde el momento en el que comenzó a hablar. Me encantó su dulzura, su manera de expresarse, de vivir su profesión...una pena que este hospital se encuentre tan sumamente lejos de mi casa (y ni os cuento cuando me vaya a Melilla, ya para qué)
  He de decir también que  tuvimos la suerte de conocer la UCI de Neonatos así como de ser de las primeras en visitar el novedoso espacio dedicado a partos de Baja intervención, algo que me dejó absolutamente enamorada por el respeto mostrado a toda clase de decisiones ante ese crucial momento.

  El encuentro dio tanto de sí, que he decidido mostrarlo en tres entregas.
 Tranquilos, que no os voy a aturullar con demasiada información y datos absurdos. Que parece mentira...
NISA-Pardo-Aravaca-Chus Pascual-Neonatos-Prematuros-Cuidados-Solares-mamás blogueras-Avène

   Respecto a los niños PREMATUROS

   La doctora nos dio breve pinceladas sobre estos bebes
- Edad gestacional inferior a 37 semanas,
- Con más de 35 semanas y 2200 gramos de peso no requieren ingreso
- Principales problemas que presentan es la inmadurez para termoregularse, respirar y alimentarse.
 
  Los grandes prematuros, bebés con 23-24 semanas y 400-500 gr se encuentran en el límite de la viabilidad. Que siquiera se considere la palabra "viable" ya me parece un milagro de la vida. Se me ponen los pelos de punta sólo de imaginar que hoy por hoy tantos consigan salir adelante a pesar de todas las dificultades...
  Está claro que estos pequeños tienen muchas probabilidades de sufrir complicaciones, problemas, cuanto menor es la edad gestacional. Aunque lo más temido por los papás es, por supuesto, la aparición de lesiones neurológicas. Pero, gracias a todos los adelantos médicos hoy en día el índice de supervivencia se ha elevado mucho.

   El primer momento en Neonatos se centra evitar la pérdida de calor de los pequeñines, así como asegurar una correcta ventilación (según cada caso si respiran solitos, o hace falta intubar...). Indicar que el SURFACTANTE, un complejo de lípidos y proteínas, ha mejorado muchísimo el pronóstico de la Enfermedad de la membrana Hielina (EMH) responsable de numerosas patologías respiratorias.

Foto: Hospital Nisa Pardo Aravaca
   El funcionamiento de la U. de prematuros del Hospital NISA, se rige por las buenas prácticas que se traducen en una excelente atención al desarrollo emocional y neurológico del recién nacido, reduciendo el estrés del bebé y las familias, algo imprescindible en esos duros primeros momentos.
   Se favorece la participación de estos en TODO momento,, permitiendo su presencia y entre otras ventajas, la
utilización del conocido método Canguro. Este método sólo conlleva ventajas: el contacto piel con piel es de sobra conocido que mejora la lactancia, el apego, tranquiliza, favorece el vínculo, el desarrollo físico, mental y madurativo...
   Además, tratan de promover la lactancia materna sobre todo, bien in situ o mediante biberones con la leche de la mamá, un respeto digno de agradecer, la verdad...
   Este tema me toca especialmente de cerca por varias razones.
   La primera, el tener un primo que nació con menos de 1000 gramos de peso, y contra todo pronóstico, hoy, casi cuatro años después es un niño que va a comenzar segundo de infantil, un niño sano, inquieto y lleno de vida.
   Otra de ellas, la amenaza de parto prematuro que tuve con el de 7. Con 35 semanas me ingresaron quince días, en reposo ABSOLUTO, me prohibieron hablar por el móvil, las visitas y estuve a base de PRE-PAR e inyecciones de Corticoides para la maduración pulmonar. A día de hoy nos queda siempre un resquicio de duda de si algo de lo sucedido durante esas semanas fue desencadenante de los problemas actuales del mayor...
   Por último, el de 3 tuvo que estar ingresado desde sus primeras 24 horas de vida durante dos larguísimas semanas en Neonatos por ser portador de un Citomegalovirus muy agresivo. Sólo me permitían estar unos minutos con él cada tres horas para darle el pecho, visitas al día que se limitaron a tres dado el mal estado en el que se encontraba el mayor ante tanta ausencia por nuestra parte. Pocas sensaciones tan dolorosas recuerdo como cada vez que lo tenía que dejar, tan pequeñito...Ójala me hubieran permitido permanecer a su lado esas dos semanas, la vivencia y la percepción, y los recuerdos hubieran sido muy diferentes...
Foto: Hospital Nisa Pardo Aravaca
   Esa es una de las cosas que hoy por hoy me parecen inmejorables en un hospital, permitir a los padres permanecer al lado de su hij@. Me resulta tan difícil entender porqué aún hay centros que no lo permiten...Está claro que habrá que valorar casos, el momento, en fin, variables que según el momento puedan limitar o dificultar esa estancia. Pero, presuponiendo la lactancia "A demanda", pautar la visita cada tres horas, me resultó tan intervencionista que además de triste me pasaba el día cabreada. Porque o bien estaba muerto de hambre, o aún no quería, o le faltaba tiempo para acabar.. Una odisea que prefiero olvidar.
(Continuará...)


2 comentarios

Write comentarios
3 de julio de 2015, 21:42 delete

aw, qué interesante! Yo fui prematura y no sabía todo esto, me ayuda mucho para cuando tengas mis peques, saludos linda!

Reply
avatar
Mariaje Piris
AUTHOR
4 de julio de 2015, 23:35 delete

Mi hijo también nació prematuro, con 30 semanas, menos mal que tenía casi 2 kilos de peso, pero aún y todo estuvo casi un mes ingresado y es muy duro irte a tu casa y dejarlo allí. Ahora tiene 16 años y está perfectamente, pero esos momentos no se olvidan y encima antes no existía el contacto piel con piel, así hasta que lo pudimos coger pasó bastante tiempo.
Un beso.

Reply
avatar